Desarrollo infantil

  • 0
Actividades-Familia-en-Mostoles

Desarrollo infantil

Category : Infantil

Todos los padres queremos darles a nuestros hijos lo mejor del mundo. Nos preocupamos en comprar los juguetes más coloridos y que estimulen determinadas áreas cognitivas de nuestros bebes, si posible, juguetes con buenas opiniones de especialistas en alguna de las revistas de padres.

Sin embardo, la estimulación del aprendizaje infantil parece estar más relacionada con la relación familiar que con juguetes, siendo la madre su principal estímulo de aprendizaje en los primeros meses de vida dentro de la sociedad actual. Al final, es a través de la imitación que aprenden a vivir en sociedad y que adoptan determinados hábitos, y de nada nos sirve llenar el piso de juguetes novedosos si no les dedicamos tiempo de calidad y buenos ejemplos a diario.

En los últimos años, ha estado de moda la estimulación del bebe, aún en el interior del útero materno, a través de la música. Pero lo mismo se puede hacer hablándole o cantándole. Se ha verificado que son muchos los estímulos que pasan para el vientre materno, incluso el movimiento será sentido, de forma poco brusca gracias al líquido amniótico. También la luz consigue pasar la piel (basta acercar una linterna encendida en nuestra mano para ver la luminosidad). No quiero decir con esto que no vale la pena invertir dinero en comprar música específica para estimular al bebé, esto es una decisión que cabe apenas a los padres, apenas que hay otros modos de lograr el mismo objetivo.

Si nos interesa favorecer el desarrollo de nuestros hijos debemos centrarnos en cuatro áreas (cognitiva, motriz, lenguaje y socioemocional), pero sin olvidar que este debe ser tiempo de calidad y que lo más importante son los lazos y la relación que estamos creando. No debemos hacer de estos instantes una competición sino un momento de juego y afectividad que les aportará mucho más que conocimientos.

  • Área cognitiva: Les permitirá comprender y adaptarse a nuevas situaciones a través del pensamiento y la interacción.
    En un primer momento, esta área se desarrolla por la interacción directa con objetos y familiares. Aparte de juguetes pensados para fomentar esta área (sonajeros, móviles con música), un paseo puede tener el mismo efecto al contribuir con estímulos muy diversos (ruidos, sombras, colores, olores).
  • Área motriz: Les permitirá estar en contacto con el mundo a través del movimiento y la coordinación.
    Para desarrollar esta área se debe permitir a los niñ@s explorar el mundo que les rodea, estableciendo límites de seguridad que no se queden cortos pero que tampoco sean muy limitativos.
    Coger los alimentos con la mano en una fase inicial, caminar, nadar, pintar, hacer nudos o simplemente tocar los objetos aumentará su coordinación y habilidad para moverse, al igual que se consigue con los gimnasios infantiles. Otra opción lowcost será crear nuestro propio gimnasio infantil en casa, con alfombras, hilos, cintas y objetos (precaución con los tamaños y formas utilizados para evitar accidentes).
  • Área del lenguaje: Les permitirá comunicarse con el entorno, tanto por la capacidad expresiva como la comprensiva y gestual.
    Esta área se estimula principalmente a través de la interacción entre los miembros de la familia, sin embargo, también la televisión puede aportar algún conocimiento (cuidado con el tiempo que pasa delante de la tele, puede ser prejudicial en su desarrollo y en su salud).
    Cuando el niño ya tiene un poco más de edad, el teatro puede potenciar la capacidad del lenguaje gestual. Otra opción, en este caso para la capacidad expresiva, sería inventar cuentos a partir de algunas palabras o imágenes.
  • Área socioemocional: Incluye experiencias afectivas y sociales. Esta área se trabaja muy bien a partir de las áreas anteriores.

Es importante estimular a los niños pero sin demasiada exigencia ya que podría tener un efecto negativo en su autoestima, generando inseguridad y dependencia excesiva.

Aunque un bebé poco estimulado pueda presentar un desarrollo intelectual menor, este hecho no se debe a la ausencia de juguetes sino a una carencia de estimulación en los primeros años de vida, sinónimo de poca interacción con la familia y el ambiente.

Una cuestión que suele preocupar los padres (especialmente los primerizos) es el ingreso en la guardería y sus consecuencias futuras. La decisión de ingresar en la guardería o permanecer al cuidado de los abuelos no parece tener muchas repercusiones en la estimulación infantil: si se queda con los abuelos y ellos lo estimulan de manera constante o tiene hermanos o primos un poco mayores (grandes estimuladores de los peques) también al cuidado de los abuelos, sería como estar en una pequeña guardería con todo lo positivo que nos puede dar la confianza de un familiar. Por otro lado, en una guardería van a tener estímulos más diversificados aunque no tan individualizados.

Cada niño es un ser único, con sus características y sus particularidades, que aprenderá y crecerá a su ritmo. Por ello, no tiene sentido comparar la velocidad del aprendizaje sino asegurarse de sembrar en un terreno lleno de amor, comprensión y confianza. Seguramente no será brillante en todo lo que haga (todos tenemos nuestras áreas preferidas o que se nos dan mejor), pero tendrá la confianza necesaria para intentar superarse cada día.

Hasta pronto,
Idália Viviana
Naturópata y Formadora en Espacio Seryluz
Autora de “El Blog Natural”


Leave a Reply